martes, 8 de abril de 2014

93.000 personas sin tratamiento por escasez

La Defensoría del Pueblo fue instituida para garantizar el cumplimiento de las garantías constitucionales y los derechos humanos. Por esa razón, organizaciones de apoyo a pacientes, médicos y trabajadores del sector salud entregaron a Gabriela Ramírez un documento en el que exigen su intervención para solventar la crisis asistencial en el país.
El grupo de manifestantes conformó la Alianza Social de la Salud* para reclamar y defender los derechos de los pacientes. Su primer diagnóstico fue
93.214 personas tienen problemas para recibir tratamiento a sus enfermedades debido a la escasez de insumos y medicamentos. Otras 15.000 habrían muerto por heridas de bala o accidentes de tránsito luego de que no encontraron centros asistenciales en los que trataran sus lesiones.
El grupo de manifestantes, que aprovechó la conmemoración del Día Mundial de la Salud  este 7 de abril para protestar, cerró por breves momentos parte de la avenida Urdaneta, a la altura del Centro Financiero Latino, para exigir atención a sus reclamos. Por la tarde se reunieron con la defensora del Pueblo.
Apagón. Mientras se daba la protesta, en el Hospital Vargas de Caracas, uno de los principales de la ciudad, la crisis quedó en evidencia. Hubo un apagón en parte de la ciudad que dejó en penumbras a los nosocomios.
El médico Alejandro E., @Alzmusic en Twitter, denunció que la planta eléctrica del nosocomio empezó a funcionar con retraso, mientras se practicaban varias intervenciones quirúrgicas.
“Se fue la luz en los quirófanos del hospital Vargas de Caracas sin soporte de planta eléctrica #Venezuela. Cerramos a la paciente con luz de celulares, neurocirugía con cráneo abierto.
Tuvimos que abrir a la paciente que interveníamos por laparoscopia, máquina de anestesia con pila para 20 minutos #Venezuela. La impotencia es que tres horas para sacar un riñón de una chica por laparoscopia termine con una cicatriz abdominal en menos de 15 minutos”, escribió en su cuenta.
Sin embargo, el director del hospital, José Carrillo aseguró que el servicio se restituyó gracias a la planta auxiliar 5 minutos después de la falla. Afirmó que todas las actividades del hospital se desarrollaban con normalidad.


*La Alianza Social por la Salud está conformada por Acción Ciudadana Contra el Sida, Acción Solidaria, Coalición de Organizaciones por el Derecho a la Salud y la Vida, Codevida, Asociación Civil Convite, Comando Intersindical de Trabajadores de la Salud, Corriente Clasista, Unitaria, Revolucionaria y Autónoma (C-cura), Médicos por la Salud, Observatorio Venezolano de la Salud, Positivos en Colectivo, Programa de Educación-Acción en Derechos Humanos (Provea) y la Red de Sociedades Científicas Médicas de Venezuela.

miércoles, 5 de marzo de 2014

Lote de medicinas se dañó por fallas en la importación

Lote de medicinas se dañó por fallas en la importación

El pasado 23 de enero los diputados de la Movida Parlamentaria acudieron al Sefar a constatar las denuncias sobre medicinas vencidas | Foto José Pacheco / Archivo
El pasado 23 de enero los diputados de la Movida Parlamentaria acudieron al Sefar a constatar las denuncias sobre medicinas vencidas | Foto José Pacheco / Archivo
En los puertos hay medicamentos almacenados en contenedores con temperaturas superiores a los 50°C
Las fallas en el proceso de importación de medicamentos a cargo del Servicio de Elaboraciones Farmacéuticas, adscrito al Ministerio de Salud, habrían contribuido con el daño de medicinas almacenadas en los puertos de La Guaira y Puerto Cabello.
Los diputados José Gregorio Contreras, María Corina Machado, Luis Barragán, Juan Pablo García, Ángel Medina y Carlos Berrizbeitia, pertenecientes al grupo Movida Parlamentaria, elaboran un informe en el que se detalla que un lote de medicamentos comprados por el gobierno nacional se dañaron por manipulación inadecuada antes de llegar a los almacenes en Las Adjuntas.
“Muchos de estos medicamentos son importados y permanecen en contenedores con una temperatura que supera los 50°C. Allí hay medicinas y material médico de todo tipo como jeringas. La mayoría de las medicinas que no están vencidas terminan deteriorándose por esa causa”, aseguró.
Berrizbeitia detalló que entre los productos dañados por abandono en los puertos nacionales se encuentran tratamientos para la hipertensión, cáncer, enfermedades gastrointestinales, multivitamínicos y fármacos para el control del VIH.
“Muchos de esos medicamentos necesitaban refrigeración. Lo que se recomienda es que lleguen al país por aire pero eso no se hizo”, agregó.
Pérdida millonaria
El parlamentario Carlos Berrizbeitia calcula que las pérdidas por el hallazgo de 50.000 kilos de fármacos vencidos, documentados con fotos publicadas ayer por El Nacional, rondan los 400 millones de dólares.
Fuentes internas que facilitaron el material aseguraron que grupos irregulares ingresan al instituto ubicado en la parroquia Macarao para llenar camiones de productos vencidos, que luego son incinerados.
“El horario en el Sefar es hasta las 4:00 pm. Sin embargo, después de esa hora entra otro grupo de personas que son las que cargan las medicinas”, aseguraron.
Berrizbeitia apuntó que dos empresas ubicadas en Aragua y Vargas fueron contratadas para incinerar los medicamentos que expiraron antes de ser entregados a los pacientes atendidos en el sistema público de salud. La investigación indica que Calderas Serv-Jet en Maracay y la Incineradora Hornos de La Guaira han sido contratadas desde 2012 para el desecho de los fármacos.
“En los últimos 3 años han incinerado más de 350.000 kilos. Hace 3 años hubo un informe de la Contraloría en la que se denunciaban estas irregularidades. Pese al informe no hubo correctivos y nadie fue incriminado. Ahora el gobierno anuncia que van a volver a comprar medicinas, la mayoría al gobierno cubano”, dijo.
Berrizbeitia señaló que las medicinas se vencen con rapidez porque son adquiridas con una brecha entre la fecha de fabricación y la fecha de expiración muy corta.
Recordó que tras la protesta del pasado 7 de enero de los trabajadores del Sefar, los parlamentarios acudieron a constatar personalmente la existencia de medicinas vencidas, pero la directora del centro, Lesbia Muro, les negó el acceso.
“Compran medicina a punto de vencer que vale la mitad en los mercados internacionales pero que la facturan como si fueran medicamentos vigentes; por lo que se quedan con grandes comisiones”, reveló la diputada María Corina Machado luego de la visita del 23 de enero.
Berrizbeitia advirtió que solicitarán una orden de la Fiscalía General de la República para ingresar a la referida planta. 

Las cifras
18 meses de vigencia debe tener un medicamento importado a través del convenio Cuba-Venezuela suscrito en octubre de 2000. El rango de caducidad de las medicinas vencidas fotografiadas en el Sefar es de 18 a 23 meses
10 tipos de medicamentos son fabricados en el Sefar. Sin embargo, 3 de ellos (Cloroquina Difosfato, Enalapril y suero oral) son importados paralelamente desde Cuba

50.000 kilos de medicamentos se vencieron en el Sefar

50.000 kilos de medicamentos se vencieron en el Sefar


Un grupo de trabajadores denunció que 60% de los vehículos están dañados por lo que no pueden distribuir los fármacos. Parte de la flota fue abandonada y se dañó sin ser utilizada

Cerca de 50.000 kilos de medicamentos que se vencieron en 2013 están arrumados en galpones del Servicio de Elaboraciones Farmacéuticas del Ministerio de Salud en Las Adjuntas. Una fuente interna, que pidió el resguardo de su identidad por temor a represalias, entregó a El Nacional una serie de fotografías de uno de los almacenes en los que habría numerosas cajas de fármacos vencidos en octubre, noviembre y diciembre del año pasado.
El denunciante aseguró que existen 18 contenedores con medicinas y suministros médicos que ya expiraron y otro grupo de cajas con fármacos próximos a vencerse. Agregó que los trabajadores son objeto de amedrentamiento por parte de grupos armados que operan dentro del Sefar y los amenazan si denuncian las irregularidades.
“La mayoría de los medicamentos son del convenio Cuba-Venezuela. Hay varios almacenes, como los que están cercanos al CDI y al comedor, a los que no se puede entrar porque allí hay medicamentos vencidos. Allá adentro hay colectivos. Ellos nos toman fotos, andan armados. También están prohibidas las reuniones de más de cuatro trabajadores”, reveló la fuente.
Es la tercera ocasión que se denuncia la existencia de fármacos descompuestos antes de ser utilizados. En 2011 la Contraloría General de la República publicó un informe que resaltaba la existencia de medicamentos con una data de expiración de entre 1 y 6 años. Las recomendaciones no fueron atendidas. En mayo de 2013 el diarioÚltimas Noticias también denunció el hallazgo de 50 toneladas de fármacos vencidos en el instituto.
La ex ministra de Salud Isabel Iturria desestimó las denuncias y reconoció que al menos 5% de los medicamentos adquiridos por el Estado se dañan antes de ser entregados a los pacientes.
En esta ocasión hay nuevas fotos de lotes de medicamentos en mal estado. El lote 16228 de Bicalutamida de 150 miligramos, usada para el tratamiento del cáncer de próstata metastásico, por ejemplo, venció en octubre de 2013. Otra de las medicinas dañadas pertenece al lote 2612024 de Enalapril de 10 miligramos fabricado en Cuba por Laboratorios Novatec en mayo de 2012 y expirado en noviembre de 2013.
Las fotos también revelan la existencia de medicamentos como Omeprazol y Fluconazol cuya fecha de vencimiento fue el año 2013.

Sin transporte. Pablo Zambrano, presidente del Movimiento Autónomo Independiente de Trabajadores del Sector Salud, señaló que una de las causas para que los medicamentos se hayan vencido antes de llegar a los pacientes se debe a la incapacidad operativa del Sefar para distribuirlos.
“Ellos compran los medicamentos, pero 60% del parque automotor está paralizado por falta de mantenimiento o porque nunca se usó. En esa flota hay camiones con equipamiento especial para el traslado de fármacos que requieren refrigeración, pero se dañaron sin haber sido usados”, declaró. Agregó que un grupo de ambulancias y clínicas móviles también están inutilizadas debido al abandono.
Otro trabajador del Sefar, que también pidió el resguardo de su nombre, explicó que hay medicamentos que se fabrican en la planta adscrita al Ministerio de Salud, pero que igualmente son importados a través del convenio con Cuba.
En la planta del Sefar, se producen actualmente 10 tipos de medicamentos, aunque cuando el entonces presidente Hugo Chávez la reinauguró en 2009, anunciaron que producirían más de 200 tipos de fármacos. Entre esos fármacos está el Enalapril, usado para el control de la presión arterial, la Cloroquina Difosfato, empleada para el control de la malaria y el suero de rehidratación oral.
“Hace dos años nos presionaron para empacar Ethambutol rápidamente. Ese medicamento (usado para el tratamiento de enfermedades respiratorias y pulmonares) fue importado de la India. Hace poco descubrimos que no se distribuyó, las cajas siguen ahí y está vencido. Pierde el Estado, pierde uno su trabajo y el paciente que no recibe su tratamiento”, dijo.
Los medicamentos que distribuye el Sefar son entregados gratuitamente a los pacientes que acuden a los centros asistenciales públicos en todo el país como los hospitales, módulos de Barrio Adentro y ambulatorios.
Los trabajadores del Sefar señalaron que la planta de producción de medicamentos funciona al 50% de su capacidad debido a la falta de materia prima para elaborar los fármacos.
“Hace poco llegó el cloruro de sodio y con eso es que estamos trabajando”, comentó. 
Sin respuesta
El Nacional intentó contactar al Ministerio de Salud para obtener información sobre las denuncias formuladas por fuentes internas del Servicio de Elaboraciones Farmacéuticas, adscrito a ese despacho. Sin embargo, hasta el cierre de esta edición no se había obtenido respuesta oficial.
El Sefar fue reinaugurado por el expresidente Hugo Chávez en 2009 con el objeto de distribuir más de 200 tipos de medicamentos en la red pública de salud. Al mismo tiempo se abrió una planta de producción de medicamentos antialérgicos, cardiovasculares, antibióticos, soluciones, vacunas, hidratantes, anestésicos y psicotrópicos.
La semana pasada el presidente Nicolás Maduro creó la Corporación Nacional de Insumos para la Salud encargada de la compra, venta, importación, exportación, almacenamiento y distribución de medicamentos y material médico a todo el país.









http://www.el-nacional.com/sociedad/kilos-medicamentos-vencieron-Sefar_0_364163744.html

lunes, 16 de agosto de 2010

De repente... ¡zas! Los cinco boletines de Min Salud


El Ministerio de Salud colgó finalmente los últimos cinco boletines que recogen los reportes de las enfermedades de notificación obligatoria. El último es el número 30. Indica que hasta el 30 de julio se acumularon más de 68 mil enfermos de dengue, en lo que va de año.

Aquí los pueden descargar


Se ha producido un error en este gadget.

martes, 8 de abril de 2014

93.000 personas sin tratamiento por escasez

La Defensoría del Pueblo fue instituida para garantizar el cumplimiento de las garantías constitucionales y los derechos humanos. Por esa razón, organizaciones de apoyo a pacientes, médicos y trabajadores del sector salud entregaron a Gabriela Ramírez un documento en el que exigen su intervención para solventar la crisis asistencial en el país.
El grupo de manifestantes conformó la Alianza Social de la Salud* para reclamar y defender los derechos de los pacientes. Su primer diagnóstico fue
93.214 personas tienen problemas para recibir tratamiento a sus enfermedades debido a la escasez de insumos y medicamentos. Otras 15.000 habrían muerto por heridas de bala o accidentes de tránsito luego de que no encontraron centros asistenciales en los que trataran sus lesiones.
El grupo de manifestantes, que aprovechó la conmemoración del Día Mundial de la Salud  este 7 de abril para protestar, cerró por breves momentos parte de la avenida Urdaneta, a la altura del Centro Financiero Latino, para exigir atención a sus reclamos. Por la tarde se reunieron con la defensora del Pueblo.
Apagón. Mientras se daba la protesta, en el Hospital Vargas de Caracas, uno de los principales de la ciudad, la crisis quedó en evidencia. Hubo un apagón en parte de la ciudad que dejó en penumbras a los nosocomios.
El médico Alejandro E., @Alzmusic en Twitter, denunció que la planta eléctrica del nosocomio empezó a funcionar con retraso, mientras se practicaban varias intervenciones quirúrgicas.
“Se fue la luz en los quirófanos del hospital Vargas de Caracas sin soporte de planta eléctrica #Venezuela. Cerramos a la paciente con luz de celulares, neurocirugía con cráneo abierto.
Tuvimos que abrir a la paciente que interveníamos por laparoscopia, máquina de anestesia con pila para 20 minutos #Venezuela. La impotencia es que tres horas para sacar un riñón de una chica por laparoscopia termine con una cicatriz abdominal en menos de 15 minutos”, escribió en su cuenta.
Sin embargo, el director del hospital, José Carrillo aseguró que el servicio se restituyó gracias a la planta auxiliar 5 minutos después de la falla. Afirmó que todas las actividades del hospital se desarrollaban con normalidad.


*La Alianza Social por la Salud está conformada por Acción Ciudadana Contra el Sida, Acción Solidaria, Coalición de Organizaciones por el Derecho a la Salud y la Vida, Codevida, Asociación Civil Convite, Comando Intersindical de Trabajadores de la Salud, Corriente Clasista, Unitaria, Revolucionaria y Autónoma (C-cura), Médicos por la Salud, Observatorio Venezolano de la Salud, Positivos en Colectivo, Programa de Educación-Acción en Derechos Humanos (Provea) y la Red de Sociedades Científicas Médicas de Venezuela.

miércoles, 5 de marzo de 2014

Lote de medicinas se dañó por fallas en la importación

Lote de medicinas se dañó por fallas en la importación

El pasado 23 de enero los diputados de la Movida Parlamentaria acudieron al Sefar a constatar las denuncias sobre medicinas vencidas | Foto José Pacheco / Archivo
El pasado 23 de enero los diputados de la Movida Parlamentaria acudieron al Sefar a constatar las denuncias sobre medicinas vencidas | Foto José Pacheco / Archivo
En los puertos hay medicamentos almacenados en contenedores con temperaturas superiores a los 50°C
Las fallas en el proceso de importación de medicamentos a cargo del Servicio de Elaboraciones Farmacéuticas, adscrito al Ministerio de Salud, habrían contribuido con el daño de medicinas almacenadas en los puertos de La Guaira y Puerto Cabello.
Los diputados José Gregorio Contreras, María Corina Machado, Luis Barragán, Juan Pablo García, Ángel Medina y Carlos Berrizbeitia, pertenecientes al grupo Movida Parlamentaria, elaboran un informe en el que se detalla que un lote de medicamentos comprados por el gobierno nacional se dañaron por manipulación inadecuada antes de llegar a los almacenes en Las Adjuntas.
“Muchos de estos medicamentos son importados y permanecen en contenedores con una temperatura que supera los 50°C. Allí hay medicinas y material médico de todo tipo como jeringas. La mayoría de las medicinas que no están vencidas terminan deteriorándose por esa causa”, aseguró.
Berrizbeitia detalló que entre los productos dañados por abandono en los puertos nacionales se encuentran tratamientos para la hipertensión, cáncer, enfermedades gastrointestinales, multivitamínicos y fármacos para el control del VIH.
“Muchos de esos medicamentos necesitaban refrigeración. Lo que se recomienda es que lleguen al país por aire pero eso no se hizo”, agregó.
Pérdida millonaria
El parlamentario Carlos Berrizbeitia calcula que las pérdidas por el hallazgo de 50.000 kilos de fármacos vencidos, documentados con fotos publicadas ayer por El Nacional, rondan los 400 millones de dólares.
Fuentes internas que facilitaron el material aseguraron que grupos irregulares ingresan al instituto ubicado en la parroquia Macarao para llenar camiones de productos vencidos, que luego son incinerados.
“El horario en el Sefar es hasta las 4:00 pm. Sin embargo, después de esa hora entra otro grupo de personas que son las que cargan las medicinas”, aseguraron.
Berrizbeitia apuntó que dos empresas ubicadas en Aragua y Vargas fueron contratadas para incinerar los medicamentos que expiraron antes de ser entregados a los pacientes atendidos en el sistema público de salud. La investigación indica que Calderas Serv-Jet en Maracay y la Incineradora Hornos de La Guaira han sido contratadas desde 2012 para el desecho de los fármacos.
“En los últimos 3 años han incinerado más de 350.000 kilos. Hace 3 años hubo un informe de la Contraloría en la que se denunciaban estas irregularidades. Pese al informe no hubo correctivos y nadie fue incriminado. Ahora el gobierno anuncia que van a volver a comprar medicinas, la mayoría al gobierno cubano”, dijo.
Berrizbeitia señaló que las medicinas se vencen con rapidez porque son adquiridas con una brecha entre la fecha de fabricación y la fecha de expiración muy corta.
Recordó que tras la protesta del pasado 7 de enero de los trabajadores del Sefar, los parlamentarios acudieron a constatar personalmente la existencia de medicinas vencidas, pero la directora del centro, Lesbia Muro, les negó el acceso.
“Compran medicina a punto de vencer que vale la mitad en los mercados internacionales pero que la facturan como si fueran medicamentos vigentes; por lo que se quedan con grandes comisiones”, reveló la diputada María Corina Machado luego de la visita del 23 de enero.
Berrizbeitia advirtió que solicitarán una orden de la Fiscalía General de la República para ingresar a la referida planta. 

Las cifras
18 meses de vigencia debe tener un medicamento importado a través del convenio Cuba-Venezuela suscrito en octubre de 2000. El rango de caducidad de las medicinas vencidas fotografiadas en el Sefar es de 18 a 23 meses
10 tipos de medicamentos son fabricados en el Sefar. Sin embargo, 3 de ellos (Cloroquina Difosfato, Enalapril y suero oral) son importados paralelamente desde Cuba

50.000 kilos de medicamentos se vencieron en el Sefar

50.000 kilos de medicamentos se vencieron en el Sefar


Un grupo de trabajadores denunció que 60% de los vehículos están dañados por lo que no pueden distribuir los fármacos. Parte de la flota fue abandonada y se dañó sin ser utilizada

Cerca de 50.000 kilos de medicamentos que se vencieron en 2013 están arrumados en galpones del Servicio de Elaboraciones Farmacéuticas del Ministerio de Salud en Las Adjuntas. Una fuente interna, que pidió el resguardo de su identidad por temor a represalias, entregó a El Nacional una serie de fotografías de uno de los almacenes en los que habría numerosas cajas de fármacos vencidos en octubre, noviembre y diciembre del año pasado.
El denunciante aseguró que existen 18 contenedores con medicinas y suministros médicos que ya expiraron y otro grupo de cajas con fármacos próximos a vencerse. Agregó que los trabajadores son objeto de amedrentamiento por parte de grupos armados que operan dentro del Sefar y los amenazan si denuncian las irregularidades.
“La mayoría de los medicamentos son del convenio Cuba-Venezuela. Hay varios almacenes, como los que están cercanos al CDI y al comedor, a los que no se puede entrar porque allí hay medicamentos vencidos. Allá adentro hay colectivos. Ellos nos toman fotos, andan armados. También están prohibidas las reuniones de más de cuatro trabajadores”, reveló la fuente.
Es la tercera ocasión que se denuncia la existencia de fármacos descompuestos antes de ser utilizados. En 2011 la Contraloría General de la República publicó un informe que resaltaba la existencia de medicamentos con una data de expiración de entre 1 y 6 años. Las recomendaciones no fueron atendidas. En mayo de 2013 el diarioÚltimas Noticias también denunció el hallazgo de 50 toneladas de fármacos vencidos en el instituto.
La ex ministra de Salud Isabel Iturria desestimó las denuncias y reconoció que al menos 5% de los medicamentos adquiridos por el Estado se dañan antes de ser entregados a los pacientes.
En esta ocasión hay nuevas fotos de lotes de medicamentos en mal estado. El lote 16228 de Bicalutamida de 150 miligramos, usada para el tratamiento del cáncer de próstata metastásico, por ejemplo, venció en octubre de 2013. Otra de las medicinas dañadas pertenece al lote 2612024 de Enalapril de 10 miligramos fabricado en Cuba por Laboratorios Novatec en mayo de 2012 y expirado en noviembre de 2013.
Las fotos también revelan la existencia de medicamentos como Omeprazol y Fluconazol cuya fecha de vencimiento fue el año 2013.

Sin transporte. Pablo Zambrano, presidente del Movimiento Autónomo Independiente de Trabajadores del Sector Salud, señaló que una de las causas para que los medicamentos se hayan vencido antes de llegar a los pacientes se debe a la incapacidad operativa del Sefar para distribuirlos.
“Ellos compran los medicamentos, pero 60% del parque automotor está paralizado por falta de mantenimiento o porque nunca se usó. En esa flota hay camiones con equipamiento especial para el traslado de fármacos que requieren refrigeración, pero se dañaron sin haber sido usados”, declaró. Agregó que un grupo de ambulancias y clínicas móviles también están inutilizadas debido al abandono.
Otro trabajador del Sefar, que también pidió el resguardo de su nombre, explicó que hay medicamentos que se fabrican en la planta adscrita al Ministerio de Salud, pero que igualmente son importados a través del convenio con Cuba.
En la planta del Sefar, se producen actualmente 10 tipos de medicamentos, aunque cuando el entonces presidente Hugo Chávez la reinauguró en 2009, anunciaron que producirían más de 200 tipos de fármacos. Entre esos fármacos está el Enalapril, usado para el control de la presión arterial, la Cloroquina Difosfato, empleada para el control de la malaria y el suero de rehidratación oral.
“Hace dos años nos presionaron para empacar Ethambutol rápidamente. Ese medicamento (usado para el tratamiento de enfermedades respiratorias y pulmonares) fue importado de la India. Hace poco descubrimos que no se distribuyó, las cajas siguen ahí y está vencido. Pierde el Estado, pierde uno su trabajo y el paciente que no recibe su tratamiento”, dijo.
Los medicamentos que distribuye el Sefar son entregados gratuitamente a los pacientes que acuden a los centros asistenciales públicos en todo el país como los hospitales, módulos de Barrio Adentro y ambulatorios.
Los trabajadores del Sefar señalaron que la planta de producción de medicamentos funciona al 50% de su capacidad debido a la falta de materia prima para elaborar los fármacos.
“Hace poco llegó el cloruro de sodio y con eso es que estamos trabajando”, comentó. 
Sin respuesta
El Nacional intentó contactar al Ministerio de Salud para obtener información sobre las denuncias formuladas por fuentes internas del Servicio de Elaboraciones Farmacéuticas, adscrito a ese despacho. Sin embargo, hasta el cierre de esta edición no se había obtenido respuesta oficial.
El Sefar fue reinaugurado por el expresidente Hugo Chávez en 2009 con el objeto de distribuir más de 200 tipos de medicamentos en la red pública de salud. Al mismo tiempo se abrió una planta de producción de medicamentos antialérgicos, cardiovasculares, antibióticos, soluciones, vacunas, hidratantes, anestésicos y psicotrópicos.
La semana pasada el presidente Nicolás Maduro creó la Corporación Nacional de Insumos para la Salud encargada de la compra, venta, importación, exportación, almacenamiento y distribución de medicamentos y material médico a todo el país.









http://www.el-nacional.com/sociedad/kilos-medicamentos-vencieron-Sefar_0_364163744.html

lunes, 16 de agosto de 2010

De repente... ¡zas! Los cinco boletines de Min Salud


El Ministerio de Salud colgó finalmente los últimos cinco boletines que recogen los reportes de las enfermedades de notificación obligatoria. El último es el número 30. Indica que hasta el 30 de julio se acumularon más de 68 mil enfermos de dengue, en lo que va de año.

Aquí los pueden descargar


Ando por la calle buscando la noticia, aunque a veces ella me encuentra.
Acá está el testimonio de lo ya publicado y de algunas cosas que han quedado por fuera y que solo pueden ver luz gracias a este blog